Login
Main menu

Info Cavitación y radiofrecuencia

CAVITACIÓN

Cavitación

La cavitación es el nuevo tratamiento que sustituye a la liposucción sin pasar por el quirófano. Es el efecto que se produce en el tejido adiposo al aplicar sobre estas ondas ultrasónicas de unas determinadas frecuencias. La cavitación actúa sobre los depósitos grasos localizados, actuando sobre ellos y liberándolos de grasa mediante la emisión de ultrasonidos de baja frecuencia que provocan unas micro burbujas en el interior de las células grasas a las que rompen haciendo que su consistencia sea más líquida. Así se consigue su eliminación por procesos metabólicos naturales, como el sudor y la orina, sea mucho más rápida y sencilla.Los estudios e investigaciones sobre la reducción de grasa sin intervención quirúrgica, han dado lugar a esta nueva tecnología, que permite disminuir de forma afectiva, la acumulación de grasa.

La cavitación puede ser aplicada en prácticamente todo el cuerpo, sin importar el grosor de la zona a tratar, ni su densidad. Además, los resultados son visibles desde las primeras sesiones, logrando una importante reducción y eliminación del acumulo adiposo.

  • El tratamiento es totalmente indoloro, no toca ni se acerca a ningún órgano vital, y nos proporciona resultados inmediatos, pues se pierden centímetros desde la 1º sesión y luego se continúa drenando en casa mediante la orina, por lo que el resultado es muy bueno y visible.
  • No tiene contraindicaciones.
  • Se realizan una serie de mediciones al pacinte, al principio y al final de la sesión, para comprobar la evolución del tratamiento.
  • Se pueden llegar a obtener hasta 12 cm menos por zona entre 6 ó 12 sesiones.
  • El tiempo estimado por sesión es de unos 60 minutos.

Los resultados  de la cavitación son progresivos, no obstante tras la primera sesión ya se aprecia una mejoría de la piel. Logramos una importante reducción del perímetro y la eliminación progresiva y permanente de acumulo adiposos.
No existe inflamación ni alteración de los tejidos circundantes, por lo que no hay tiempo de reposo tras el tratamiento.
Es aconsejable beber entre 1L y 1’5 de agua antes de la sesión concertada, esto, ayudara a la eliminación más rápida y eficaz de la grasa localizada.

RADIOFRECUENCIA

radiofrecuencia

En los últimos meses hemos asistido al interés creciente y al consiguiente estudio de un tema que ocupa a médicos y pacientes como es la radiofrecuencia aplicada a la celulitis y a la flacidez corporal. La radiofrecuencia son radiaciones electromagnéticas que oscilan simultáneamente en el campo eléctrico y magnético. Aunque es un sistema de uso terapéutico conocido en cirugía desde hace años -electro bisturí, coagulación, diatermia, etc, recientes investigaciones han conseguido desplazar su uso al campo de la estética al crear una tecnología capaz de entregar la energía de la radiofrecuencia selectivamente en la dermis profunda y en las capas subdermicas mientras se protege la epidermis y así poder luchar contra la flacidez y la celulitis.

¿Cómo actúa la radiofrecuencia?
La radiofrecuencia produce un calentamiento profundo que afecta a la piel y tejido graso subcutáneo. Un calentamiento que podríamos decir va de dentro hacia fuera. Dicho calentamiento va a favorecer:

CAVITACIÓN

  • El drenaje linfático, lo cual permitirá disminuir los líquidos y las toxinas en el que se encuentran embebidos los adipositos del tejido afecto de celulitis.
  • Un aumento en la circulación de la zona que permitirá mejorar el metabolismo tanto del tejido graso subcutáneo como la mejora del aspecto de la piel acompañante.
  • La formación de nuevo colágeno, tanto en la piel como en el tejido subcutáneo, permitiendo que todo el tejido adquiera firmeza gracias a la reorganización de los septos fibrosos y engrosamiento dérmico suprayacente.
  • Y por último tras la lesión térmica controlada con retracción del tejido hay una respuesta inflamatoria que se verá acompañada demigración de fibroblastos, lo cual reforzará aún más la estructura de colágeno, dando como resultado un rejuvenecimiento de la zona tratada.

El efecto inmediato de la aplicación de radiofrecuencia es la retracción del colágeno, con más o menos rapidez según los casos. Sin embargo, lo que se pretende conseguir gradualmente es la reestructuración del colágeno profundo, lo que incluye que se formen fibras nuevas que sustituyan a las envejecidas y hagan los tejidos más elásticos, se favorezca la homeostasis y, en general, mejore el estado de la piel eliminando de ella las huellas del paso del tiempo. Este proceso es más lento y, según los casos y dependiendo del estado en el que se encuentre el colágeno de la persona, se produce entre los dos y cuatro meses posteriores al tratamiento. De hecho se han realizado estudios histológicos que demuestran cambios importantes en la remodelación del colágeno a partir de la sexta semana posterior a la aplicación de la radiofrecuencia.

Los efectos secundarios de la radiofrecuencia son:

  • Enrojecimiento y edema tras la sesión (son transitorios, pero presentes habitualmente).
  • Alguna pequeña equimosis en zonas de fragilidad capilar (poco frecuente).

El tratamiento con radiofrecuencia está contraindicado en:

  • Embarazo y lactancia.
  • Portadores de prótesis metálicas, marcapasos, desfibriladores o cardioversores.
  • Cardiopatías graves.
  • Alteraciones de la coagulación.
  • Enfermedades de los tejidos conectivos y neuromusculares.
  • Cáncer.
  • Tampoco son buenos candidatos pacientes con sobrepeso importante.
  • Implantes de colágenos recientes.

En síntesis, consideramos la radiofrecuencia como una alternativa terapéutica eficaz, segura y sencilla aplicada a la celulitis y a la flacidez facial y corporal.

Tarifa Plana en fotodepilación